Carboneras

Pedro López achaca las acusaciones de la oposición a una “persecución” política

El teniente de alcalde de Carboneras denuncia una campaña de acoso contra él y su familia

Pedro López (izquierda), junto al alcalde y la concejala de Salud de Carboneras.
Pedro López (izquierda), junto al alcalde y la concejala de Salud de Carboneras. La Voz

"Ante las últimas acusaciones vertidas por Carboneras Avanza quiero expresar que tanto mi familia como yo mismo llevamos más de 1 año sufriendo acoso y amenazas por parte de los promotores políticos, incluido su entorno, del intento de moción de censura que no apoyé". 


Se trata del "último episodio" de la persecución que dice estar sufriendo el primer teniente de alcalde y concejal de Urbanismo carbonero, Pedro López, así como su familia, por parte de, entre otras, personas cercanas al entorno del partido Carboneras Avanza, según ha comunicado el edil mediante una nota.


"Un ejemplo más de esa persecución, ante lo que tienen que saber que no van a conseguir su objetivo, que no es otro que, sea como sea, alcanzar el poder que no les otorgó la ciudadanía en las urnas para poder seguir enriqueciéndose y expoliando Carboneras", ha zanjado el teniente de alcalde.


El partido de la oposición había presentado una denuncia contra el concejal tras acusarle de "amenazar" al hermano del líder de la oposición, Francisco Cayuela, con cerrarle su negocio, el Bar Felipe. Acusaciones que este partido político carbonero ha difundido también a los medios de comunicación y a través de sus redes sociales.


Algo que López niega rotundamente y achaca a una campaña de difamación como castigo por su negativa a apoyar la moción de censura presentada por Carboneras Avanza, PP y GICAR a finales del año pasado. "Desde que me presenté a las pasadas elecciones municipales, lo único que me mueve es el deseo de contribuir a mejorar mi pueblo. Pero desde que me negara a firmar la presentación de la moción de censura urdida por Carboneras Avanza, PP y Gicar, otros están traspasando todas las líneas rojas", ha señalado.



"La respuesta a mi decisión coherente, porque se estaba cumpliendo al completo el pacto de gobierno entre PSOE y Gicar y se trabajaba a una por el interés general", ha afirmado el concejal recordando su negativa a la moción de censura presentada en 2019 por su entonces grupo político, Carboneras Avanza, "han sido pintadas en la calle contra mí, folletos amenazantes tanto en mi domicilio familiar como en el de mi madre, ruedas pinchadas al coche de mi hijo y al mío propio y daños por ácido corrosivo en el mismo y el de otros compañeros del equipo de gobierno", ha explicado el edil. 


El concejal ha asegurado estar "adoptando las medidas judiciales oportunas ante este nuevo ataque. Porque el uso, cuanto menos irregular, de una cámara de seguridad en el establecimiento que regenta la familia Cayuela atenta contra mi honor e intimidad, pero es algo que también podría sucederle a cualquier otro vecino. Al igual que ocurre con el uso torticero de las grabaciones de esa misma cámara", ha denunciado.  


A su juicio es "evidente que algunos no soportan haberse creído tan cerca de poder volver a utilizar el Ayuntamiento para su interés particular y no haberlo conseguido, como no soportan la unidad dentro de un equipo de gobierno que, a diferencia de los dos mandatos anteriores, trabaja exclusivamente por y para los carboneros". 

 

Temas relacionados
Política Carboneras

para ti

en destaque