Roquetas de Mar

“Queremos salvar la vida a nuestro hijo”: se busca donante de médula para Lucas

Este viernes a las 17 horas en Roquetas se podrá donar sangre para comprobar la compatibilidad

Lucas busca un donante que le permita volver a disfrutar completamente de la vida.
Lucas busca un donante que le permita volver a disfrutar completamente de la vida. La Voz

La lucha diaria de Patricia Cabello y José Sánchez por ver salir adelante a su pequeño Lucas, de tres años y enfermo de Leucemia linfoblástica aguda infantil, ahora se ha visto envuelta en una necesidad imperiosa de encontrar un donante de médula compatible con el pequeño y que permita su recuperación total después de que, hace tan solo un mes y medio, volviera a recaer. "Encontrar un donante de médula le va a salvar la vida a Lucas", dicen sus padres.


Con tan solo 11 meses, Lucas, que vive en Aguadulce, fue diagnosticado con la enfermedad por los médicos del Hospital Universitario Torrecárdenas. Se trata de un tipo de leucemia que se caracteriza porque la médula ósea produce demasiados linfocitos inmaduros y que ahora mantiene al pequeño ingresado en el centro hospitalario de la capital, donde recibe un tratamiento de quimioterapia “para acabar con todas las células malas, otra vez”, explica su madre, Patricia Cabello, quien reconoce que la noticia de la enfermedad de su, por entonces, bebé fue “algo muy duro”.


"Los dos últimos años han sido muy duros, pero el primero sobre todo, porque ver a un bebé tan pequeño como era nuestro hijo someterse a un tratamiento de quimioterapia y pasarlo mal fue verdaderamente doloroso", explica Patricia.


Pero ellos, en lugar de achantarse y rebajarse a la tristeza que produce una noticia así, sacaron fuerzas para luchar hasta la extenuación para que en la vida de Lucas no vuelva a aparecer la palabra leucemia. “Después del primer año de tratamiento, ver cómo en el segundo año nuestro hijo ha mejorado y ha podido llevar una vida prácticamente normal nos llena de esperanza y de optimismo. A pesar de las limitaciones y de que, tras comprobarlo, los oncólogos descubrieron de nuevo que la médula estaba mal, ahora nuestro objetivo es que Lucas se limpie por completo y podamos encontrar un donante compatible con él”.


La recaída

Ahora, desde que hace poco más de un mes y medio le detectaran, otra vez, la enfermedad, sus padres siguen todas las instrucciones del oncólogo en busca de la solución definitiva que permita a Lucas y a su familia ver estos dos últimos años como un mal sueño. De este modo, el primer paso fue comprobar la compatibilidad de los familiares directos: papá, mamá y un hermano de cinco años que tiene Lucas, pero falló.


“Cuando en una de las revisiones volvimos a saber que tenía otra vez estas células malas nos pusimos de nuevo en manos de nuestro oncólogo para que nos dijera que pasos seguir y lo primero fue hacernos las pruebas, pero ninguno de nosotros -Patricia y su marido-  ni nuestro hijo tenemos la compatibilidad suficiente para poder donar médula”, explica la madre con la firmeza de quien tiene claro que “nunca” va a cesar en su objetivo: la recuperación total de su hijo.



Lucas, en una de las imágenes compartidas por sus padres.
Lucas, en una de las imágenes compartidas por sus padres.La Voz


Y en este camino que recorren en su particular búsqueda diaria de un tesoro para Lucas en forma de donante compatible, “alguien de corazón noble que me devuelva la fuerza y la alegría”, como reza alguno de los carteles distribuidos en las redes sociales, Patricia y José han encontrado en las redes sociales un apoyo “fundamental” para realizar un llamamiento masivo a los almerienses que quieran ofrecer su ayuda para que Lucas pueda completar su recuperación.  "Estamos muy esperanzados con la repercusión que está teniendo y con poder comprobar que la gente está predispuesta a ayudar a nuestro hijo. De esto no eres consciente hasta que te pasa y compruebas la solidaridad de la gente", apunta la madre.


Llamamiento a la solidaridad

Así, han creado un grupo de Facebook ‘Médula para Lucas’, en el que tanto Patricia como José comparten información para todos los interesados en cómo hacerse donantes de médula con mensaje como este: “Para donar médula primero tienes que ser menor de 40 años, apuntarte y saber que es anónimo, te cogen los datos y una muestra de sangre (por el brazo). Ya está muy avanzado todo, si te llaman lo que te sacan es una bolsa de sangre (por el brazo todo) que hay va lo que necesitan ellos, no es nada invasivo para el donante y le das la vida a quien lo recibe. A quien me dice que quiere apuntarse para mi hijo, le respondo que se apunte, que a lo mejor a mi hijo lo ayuda alguien que se apuntó por otro niño y puede ayudar al mío y viceversa. Yo soy donante hace años y ojalá algún día pueda ayudar a alguien”.


Son decenas las cuentas de Facebook y de Twitter que invitan a solidarizase con Lucas y su familia y participar en las donaciones de sangre para el registro de médula en busca de un donante compatible para el menor de 3 años. Entre las iniciativas, este viernes, desde las 17:00 horas a las 21:00, se llevará a cabo, en el Centro de Salud de Roquetas Norte, una donación de sangre para el registro de médula que permita encontrar un donante para Lucas y en la que pueden participar personas de entre 18 y 40 años.


Algo que la familia del pequeño valora: “La gente es muy solidaria. Estamos recibiendo muchísimas muestras de apoyo y mensajes de muchas personas que nos dicen que ellos quieren ver si son donantes compatibles con Lucas, pero por temas de privacidad aquellos que van a donar médula y son compatibles no conocen a quien la recibe, por eso no es posible donar ‘solo’ para Lucas. Pero lo importante es que haya cada día más donantes para que niños como Lucas puedan recuperarse de sus enfermedades”, explica Patricia.


En caso de encontrar un donante compatible, Patricia y José tienen claro lo que significaría: "Va a salvar la vida de nuestro hijo y es algo que vamos a agradecer siempre".


Sobre la donación

Tal y como recoge la web del Centro Regional de Transfusión Sanguínea y Banco Sectorial de Tejidos de Granada y Almería, ser donante voluntario significa aceptar firmemente el compromiso moral de donar progenitores hematopoyéticos de médula ósea o de sangre periférica a un enfermo de cualquier parte del mundo que, sin disponer de familiares compatibles, requiera un trasplante. El único requisito inicial es cumplimentar un formulario y someterse a una pequeña extracción de sangre con el fin de determinar su grupo de histocompatibilidad.


Puede incluirse en la Red Mundial de Donantes de Médula Ósea, a través de REDMO, toda aquella persona de edad comprendida entre los 18 y 40 años que disfrute de buena salud. El criterio de buena salud consiste en no sufrir enfermedad cardiovascular, renal, pulmonar, hepática o hematológica, u otras afecciones crónicas que requieran tratamiento continuado, y no tener antecedentes, o riesgo de haber padecido infecciones por los virus de la hepatitis B, C, o del sida.


 

más leídas

últimas de Provincia

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería