El Ejido

Sufre un accidente tras robar en un almacén de aperos

La Guardia Civil detiene a E.H.A. por sustraer material en una finca agrícola

Objetos incautados durante la investigación del robo.
Objetos incautados durante la investigación del robo. La Voz

Como resultado de una nueva actuación de Seguridad Ciudadana realizada por la Guardia Civil de Almería, los agentes han detenido a E. H. A., de 22 años de edad y vecino de La Mojonera, como presunto autor de un delito de robo con fuerza en las cosas, un delito contra la seguridad del tráfico y un delito de desobediencia y resistencia. 


La actuación es el resultado de la constante actividad que desarrolla la Guardia Civil para evitar que se produzcan hechos delictivos, así como para dar una rápida respuesta a los ya cometidos.


Así a mediados del presente mes de mayo, sobre las 02:30 horas, los agentes reciben del Centro Operativo de Comunicaciones (C. O. C.-062), un aviso alertando de la alarma en un recinto cerrado del paraje Majales, término municipal de El Ejido, hasta donde los agentes se trasladan de inmediato. 


Una vez en el lugar comprueban que el candado de acceso a la finca había sido forzado, si bien no habían conseguido acceder al interior ni sustraer nada. 


Poco después, sobre las 03:15 horas, vuelven a tener un segundo aviso de una alarma, en esta ocasión en el paraje Cañada Cortes, del mismo término municipal de El Ejido, trasladándose rápidamente hasta el lugar. 


Una vez allí los agentes se entrevistan con el propietario, con el que se inspecciona el almacén de aperos de la finca invernada, comprobando como las tres puertas de acceso al mismo se encuentran forzadas, así como que habían sustraído varios botes de productos fitosanitarios. 


Dada la cercanía entre ambos puntos de los hechos, así como el escaso periodo de tiempo transcurrido, los agentes sospechan que los presuntos autores pudieran encontrarse todavía por las inmediaciones, por lo que realizan una batida por la zona.


Poco después los agentes observan un vehículo incorporarse desde un camino a la carretera marcha atrás, a tan solo a unos 200 metros del almacén donde se había cometido el robo, por lo que proceden a dar el alto e identificar a sus ocupantes. 


Cuando el conductor se percata de la presencia de los agentes, el vehículo acelera rápidamente por la carretera, seguido con la debida precaución por el vehículo oficial, momento en el que el conductor frena bruscamente su vehículo con la intención de colisionar con los agentes, si bien el vehículo oficial frena y logra evitar el impacto. 


Instante después el vehículo comienza a circular zigzagueando por la carretera, ocupando ambos sentidos de la vía, con total desprecio para el resto de usuarios de la carretera, hasta que realiza un giro brusco hacia un descampado de terreno abrupto, lo que unido a la velocidad con la que accedió, provocó que el conductor perdiera el control del vehículo, que termina por colisionar con un montículo de piedras cercano, tras el cual no puede continuar la marcha. 


En ese momento los tres ocupantes del vehículo descienden y emprenden la huida a pie, saliendo en direcciones opuestas, si bien los agentes logran alcanzar a uno de ellos, el conductor del vehículo, el cual mantiene una importante resistencia a ser identificado. 


Posteriormente los agentes llevan a cabo la inspección ocular del vehículo, donde encuentran guantes, un pasamontañas y diferentes herramientas como  dos tenazas y unos alicates, los tres con restos de pintura del mismo color que las puertas forzadas del almacén, una linterna, una amoladora de disco todavía caliente posiblemente por su reciente uso, un taladro y un gato hidráulico.   


Finalmente la Guardia Civil lleva cabo la detención de E. H. A. como presunto autor de un delito robo con fuerza en las cosas, un delito contra la seguridad del tráfico y un delito de desobediencia y resistencia, si bien se mantiene abierta la investigación en la que no se descartan nuevas detenciones relacionadas con los hechos. 


Ya por la mañana temprano con luz del día, los agentes llevan a cabo una batida de la zona cercana al almacén, donde consiguen localizar los botes de fitosanitarios sustraídos esa misma noche, ocultos en una acequia de riego. 


Las diligencias instruidas, junto con el detenido, fueron entregadas en el Juzgado de Instrucción en funciones de Guardia de El Ejido por los agentes de la Guardia Civil. 

 

más leídas

últimas de Provincia

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería