El Lavadero de la Artesanía recupera un trocito de la historia de la Villa

El espacio está decorado por maestros artesanos del pueblo

Los cuatro artesanos con el concejal Alexis Pineda, en el Lavadero de la Artesanía.
Los cuatro artesanos con el concejal Alexis Pineda, en el Lavadero de la Artesanía. La Voz

El recién restaurado Lavadero de la Artesanía, situado en la calle de Las Eras, se suma a la lista de lugares de interés que pueden ser visitados en las diferentes rutas de la Villa de Níjar. El concejal de Turismo, Patrimonio Histórico y Playas, Alexis Pineda, ha explicado que con “la restauración, recuperación y puesta en valor de este lavadero, parte del patrimonio nijareño y su historia reciente, se convierte en un lugar de visita obligada para quienes quieran conocer más sobre las costumbres del pueblo y su artesanía, ya que cada una de las cuatro columnas que lo sustentan han sido decoradas por los artesanos del pueblo, que están incluidos en el censo de Puntos de Interés Artesanal de Andalucía. Un panel explicativo a la entrada sobre la cerámica, los telares y el esparto completan las visita a la emblemática calle de Las Eras”.


Durante la visita, el concejal de Turismo estuvo acompañado por Matthew Weir, Baldomero García, Rafael Granados y Sophie Cuendet, los artesanos que han dejado plasmadas sus obras en el Lavadero de la Artesanía y en el que han dejado impreso su sello personal. Se trata de artesanos reconocidos por la Junta de andalucía y que siguen produciendo piezas.

La recuperación de este espacio público no está completada, ya que según ha explicado Alexis Pineda a este periódico, la intención es que por el lavadero corra el agua. “Estamos viendo como volver a meter agua y recircularla, será algo que desarrollemos en una segunda fase”.


Además, desde hoy, 1 de mayo, constituirán una nueva parada en una de las rutas -guiadas y gratuitas-, la que incluye los Puntos de Interés Artesanal y la zona comercial- de uno de los Pueblos Más Bonitos de España.


En el municipio de Níjar existen otros dos lavaderos que se han recuperado como parte de su patrimonio. Se trata del que hay en La Isleta del Moro y el de Fernán Pérez, al que ahora se suma el de la Villa de Níjar, en el que se refleja una forma de vivir, cuando se acudía a un lugar público para poder lavar la ropa con el agua procedente de una balsa, siendo también un lugar de reunión y encuentro de los vecinos.

 

más leídas

últimas de Provincia

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería

Utilizamos cookies propias y de terceros para el correcto funcionamiento de la web y analizar el tráfico. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Obtener más información.