Vélez-Blanco

El pozo original del Castillo de Vélez-Blanco luce en su patio de honor

La pieza del siglo XVI estuvo guardada durante décadas en la casa de una familia del municipio

Instalación del brocal original meses atrás.
Instalación del brocal original meses atrás. La Voz

Pese a que su patio sigue a la espera de que comience la reconstrucción proyectada, el Castillo de Vélez-Blanco ha recuperado varias piezas de un valor incalculable y cuyo origen se remontan al siglo XVI. Sin duda, una de las aportaciones vecinales más destacadas ha sido el brocal del pozo original y que, hasta su desaparición coincidiendo con el declive de este monumento viviedo hasta mediados del pasado siglo, había sido parte fundamental del Patio de Honor.


Diethmar Roth, concejal en el ayuntamiento velezano, ha reconocido en declaraciones a la Cadena SER que en el municipio “conocíamos la existencia del brocal porque se guardó durante décadas en casa de un conocido médico de Vélez-Blanco”. La recuperación de esta pieza de mármol única y con más de cinco siglos de historia (la construcción del castillo comenzó en 1506 y finalizó en 1515) fue posible gracias al proyecto de reconstrucción del patio y a la gentileza de la familia que salvaguardó esta pieza durante décadas.


El pozo tal y como se encontraba originariamente y como ahora se muestra a los visitantes.
El pozo tal y como se encontraba originariamente y como ahora se muestra a los visitantes.La Voz

Una devolución que tuvo lugar “cuando la familia se enteró de que la Junta de Andalucía había comprado el castillo y de que ya era titularidad pública”, explica Roth. “Enseguida su pusieron en contacto con el Ayuntamiento y ofrecieron devolver el brocal del pozo”, añade. Más allá de la buena volunta de los vecinos, el Consistorio también contribuyó en la recuperación de piezas originales del Castillo de Vélez-Blanco con una campaña en la que concienció a sus vecinos sobre la importancia de entregar los elementos que pudieran albergar en sus viviendas. ““La respuesta de la ciudadanía fue instantánea”, recuerda el concejal.


Gracias a esa acción no sólo se recuperó el valioso brocal del castillo que desde hace unos meses recibe de nuevo a los visitantes en el patio del castillo, sino que también fueron devueltas piezas como las gárgolas por las que se vertía el agua al patio así como azulejos que decoraban parte de las instancias del castillo. Pero para Diethmar, sin duda, el brocal es una de los elementos más valiosos de los que se han recuperado. “No es una pieza menor. Es fundamental de la ornamentación de la época; ya aparece en la famosa acuarela del siglo XIX conocida por todos del patio de Vélez-Blanco.


Desde el pasado mes de diciembre, cunado el pozo volvió al patio del castillo mediante la utilización de una grúa de grandes dimensiones, los visitantes ya pueden contemplar y fotografiarse con otra pieza “fundamental” dentro de “este gran esfuerzo y proyecto ilusionante entre la Junta de Andalucía, la Asociación de Empresarios del Mármol (AEMA) y el Ayuntamiento para conseguir esta reconstrucción del patio del Castillo de Vélez-Blanco”.

 

más leídas

últimas de Provincia

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería

Utilizamos cookies propias y de terceros para el correcto funcionamiento de la web y analizar el tráfico. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Obtener más información.