Hidralia defiende una reconstrucción económica basada en planes ecológicos

La EDAR de Roquetas de Mar da cobertura a una población cercana a los 200.000 habitantes

Las instalaciones atiende a los términos municipales de Roquetas de Mar, La Mojonera, Vícar y la barriada de San Agustín de El Ejido.
Las instalaciones atiende a los términos municipales de Roquetas de Mar, La Mojonera, Vícar y la barriada de San Agustín de El Ejido. La Voz

La naturaleza tiene un mensaje y cada vez es más urgente que se le preste atención: la salud de las personas depende de la salud del planeta. La actividad humana ha reducido en un 30% la riqueza de hábitats terrestres y marinos, que es la causa principal de la pérdida de biodiversidad, y el calentamiento global está agravando esta situación. La vida depende de que se sepa sumar fuerzas para cuidar del entorno, como hacen en todo el mundo miles de microorganismos colaborativos que participan en una simbiosis perfecta en la que todos ganan. 


Proteger la biodiversidad es una necesidad para preservar la salud del planeta y, por tanto, la de los seres humanos y la del resto de especies que lo habitan. El Día Mundial del Medio Ambiente, que se celebra hoy, día 5 de junio, hace un llamamiento para que las personas sean conscientes de la correlación entre cambio climático, biodiversidad y salud. La actual pandemia, y los episodios climáticos extremos que se están viviendo recientemente, son claros ejemplos de que es el momento de actuar. 


Los ecosistemas sanos, en los que hay una gran diversidad, favorecen un equilibrio entre las especies, evitando el predominio de una de ellas y dificultando la propagación de agentes patógenos como los virus. Alrededor de un millón de especies animales y vegetales, de las ocho millones que existen en el planeta, pueden desaparecer en los próximos diez años, según Naciones Unidas (ONU). España es el país de Europa con mayor porcentaje de especies amenazadas. 


Salida ecológica de la crisis sanitaria



El agua, elemento esencial e indispensable para la vida, es fundamental en este propósito. Es por ello que Hidralia, como empresa que forma parte del grupo SUEZ, ha firmado –junto con más de 150 grupos empresariales– una declaración conjunta dirigida a gobiernos y líderes políticos de todo el mundo solicitando que la reconstrucción económica para superar la actual crisis se lleve a cabo en base a planes ecológicos sostenibles. Relanzar una economía cero en carbono y limitar el calentamiento global del planeta en un máximo de 1,5ºC en el año 2030 forman parte de un plan para garantizar la transición de una economía gris a una economía verde.


El compromiso de Hidralia con la biodiversidad queda patente en las diferentes acciones que está llevando a cabo para consolidarse como referente de esta materia en Andalucía. Es el caso de medidas como la eliminación del uso de fitosanitarios en sus instalaciones, la implantación de procedimientos de control de especies invasoras, protocolos de actuación en caso de incidentes con fauna, la implantación de planes de voluntariado corporativo, así como autodiagnósticos de Biodiversidad y futuros planes de acción en plantas de tratamientos de aguas.


Precisamente esto último está planificado que se realice en la Estación de Depuración de Aguas Residuales (EDAR) de Roquetas de Mar, que está situada en la margen derecha de la Rambla el Vínculo, y diseñada para el tratamiento, de las aguas residuales generadas en los términos municipales de Roquetas de Mar, La Mojonera, Vícar y la barriada de San Agustín perteneciente al término municipal de El Ejido. En suma, da cobertura a una población cercana a los 200.000 habitantes.


Infraestructuras y ciudades más verdes

Además, Hidralia continúa inmersa en la transformación de las instalaciones del ciclo del agua en ‘infraestructuras verdes’ para que sirvan de apoyo al ecosistema en el que están ubicadas y favorezcan los servicios que ofrece la naturaleza. La eliminación del uso de fitosanitarios y el control de especies exóticas invasoras forman parte en este caso de su plan de acción. 


Precisamente en la instalación de Roquetas se ha renovado recientemente el contrato de mantenimiento de jardinería bajo estas premisas, lo que permitirá que en breve el 100% de las EDARs gestionadas por Hidralia estén libres de fitosanitarios.


Para el control de especies foráneas que colonizan los ecosistemas, los esfuerzos se centran en la flora exótica invasora en sus instalaciones. Es por ello que se está desarrollando el programa BiObserva STOP-invasoras que ofrece, a través de una metodología y herramientas propias (una plataforma web y una app móvil), la información necesaria para capacitar al personal de la instalación sobre cómo identificar especies, reportar observaciones y ejecutar planes de control. 

A ello hay que sumar la implantación de planes de voluntariado empresarial en la que los empleados participan y colaboran en el mantenimiento de los espacios naturales.


Para Hidralia preservar la biodiversidad y luchar contra el cambio climático son objetivos necesarios para garantizar un futuro mejor. Cuidar de todos los seres del planeta se ha convertido en una obligación y es la mejor práctica para conseguir un mundo más seguro, saludable y habitable.


 

Temas relacionados
Vícar Infraestructuras Política La Mojonera Medio Ambiente Cambio climático Andalucía Salud Roquetas de Mar

para ti

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

en destaque