¿Qué haces tú para ahorrar agua en casa?

Baño, cocina, jardín o fontanería. Son los distintos ámbitos domésticos donde se puede ahorrar

Varios almerienses nos dan sus consejos para ahorrar agua.
Varios almerienses nos dan sus consejos para ahorrar agua. La Voz

Hacen falta 800 litros de agua para obtener un aguacate, 16.000 litros para producir un kilo de carne de ternera y 140 para elaborar una taza de café. Muchos ciudadanos conocen datos como estos, pero otros no. Como el alarmante que apunta a que en todo el mundo existen 783 millones de personas que aún no tienen acceso al agua potable. Son sólo algunas cifras –hay muchísimas más- para resaltar lo esencial del agua para el desarrollo sostenible del planeta y como clave para reducir la pobreza, impulsar el crecimiento económico de las naciones y la sostenibilidad ambiental. 


El agua, además, es el claro sinónimo de bienestar y salud y un aspecto fundamental y frecuentemente obviado, por conseguido, en el mundo occidental. Por suerte, hay una gran cantidad de ciudadanos almerienses consciente de la importancia del ahorro del agua en la vida cotidiana, en el desempeño de las funciones vitales que se llevan a cabo cada día. 


El baño, la cocina, el jardín o el mantenimiento de las instalaciones de fontanería en los hogares. Esos son los ámbitos domésticos básicos donde de forma individual puede hacerse mucho para combatir el despilfarro del líquido elemento y, por consiguiente, contribuir a su máxima optimización. 


Preguntada la ciudadanía de la provincia por cuáles son las medidas que llevan a cabo en sus hogares en este sentido, los almerienses responden con su aportación y aquí va una selección de respuestas para ir tomando nota, por si todavía no se ha adquirido la conciencia suficiente que este tema requiere como inquilinos de este mundo que necesita el compromiso de todos. Merece la pena tener en cuenta sus recomendaciones porque, no nos olvidemos, ahorrar agua es ahorrar vida.



Ade Plaza, cuidadora

“En casa llevamos contribuyendo al ahorro de agua más de diez años. Recogemos el agua de la ducha que sale mientras esperamos a que llegue la caliente. Toda esa cantidad de agua recogida la usamos después para fregar los suelos de las distintas estancias de la casa. Porque creemos que hay que intentar luchar por el planeta, que se nos está quejando y es el único que tenemos por ahora, esa es, sin duda, una de nuestras aportaciones más destacadas”.


Alberto Bonilla, músico

“Puedo asegurar que estoy muy comprometido con el ahorro de agua en mi vida cotidiana y una de las cosas que hago todos los días es que, cuando friego los platos de la comida, dejo un hilillo de agua para enjuagarlos y luego lo aclaro todo junto. De esta manera, los primeros platos van llevándose el jabón de los otros que quedan por aclarar. Creo que la cocina es un buen lugar dentro del hogar para llevar a cabo técnicas de ahorro de agua”.


Carmen Vega, médica

“Creo que llevo a cabo un uso absolutamente responsable del agua cuando pongo en funcionamiento los distintos electrodomésticos que tenemos en el domicilio, lo que considero que aporta un considerable ahorro, Uno de los trucos para ahorrar agua que tenemos en mi hogar es aprovechar los restos de agua de los vasos donde bebemos para que, con lo que sobra, ir llenando la regadera y después regar todas las plantas que tenemos”.


Juan Pardo, escritor

“Una de las medidas que yo he llevado a cabo en mi hogar y que recomiendo a todo el mundo que tenga estas condiciones en su casa es que cuando vivía en una con terraza instalé una canaleta que me encontré en la basura y recogía el agua de lluvia en garrafas vacías para las plantas y el baño, hasta 30 o 40 garrafas llené. Con ellas podía regar las plantas e incluso se podía usar para el baño en cosas como lavarse el pelo, por ejemplo”.


Paco García, técnico de sonido

“En el apartado de ahorro de agua en mi casa, algo significativo me parece lo de la ducha. Es cierto que me ducho todos los días, pero lo que procuro hacer siempre es minimizar el gasto de agua. Pongo en funcionamiento la ducha para, en primer lugar, mojarme. Entonces, apago el agua, me enjabono y después vuelvo a darle al agua para aclararme. Rápido y eficaz. Creo con eso consigo ahorrar algunos litros de agua cada día”.


M. Carmen Rodríguez, maestra

“Tomo distintas medidas en el uso del agua a nivel doméstico y en distintos sentidos, como parar el suministro de agua mientras me ducho o mientras lavo los platos. Pero una de las cosas que he empezado a hacer relativamente hace poco es que, al tener varios perros, instalé un solo bebedero para todos con la intención de hacer un mejor uso del agua para ellos. Claro, se tiene que rellenar más veces, pero no sobra ni se desperdicia agua”.


Toño Jerez, poeta

“Después de haberme informado ampliamente en el ahorro de agua en el día a día, y para mostrar mi compromiso con este mundo, que todos deberíamos cuidar con mucho mimo, lo que he ido haciendo para contribuir al ahorro de agua en mi casa es cambiar algunos hábitos relacionados con el consumo. Por ejemplo, como mucha menos carne y menos aguacates, pues su producción supone un despilfarro de agua muy importante”.


Ana Collado, psicóloga y terapeuta Gestalt

“¿Qué cuál es mi contribución al ahorro de agua en mi ámbito más privado? Buena pregunta... Pues, aunque suene poco habitual en esta materia, ahorro agua gracias a mi cisterna. Es un dispositivo de los antiguos, que tiene una botella dentro. De esta manera, evito que en cada descarga por el uso del inodoro se derroche mucha cantidad de agua y sólo la necesaria para cumplir su función. Creo que es algo importante y que poca gente conoce”.


 

Temas relacionados
Consumo Salud Lluvias

para ti

en destaque