Carlos Sainz fue superado por Alonso en la última vuelta, finalizando séptimo

Carlos Sainz sufrió con los neumáticos duros en la parte final del GP de Países Bajos y tuvo que claudicar ante el ataque final de Fernando Alonso en Zandvoort.


Charles Leclerc y Carlos Sainz terminaron el Gran Premio de Holanda en Zandvoort en quinto y séptimo lugar respectivamente.


No hubo momentos particularmente dramáticos en la carrera y, por lo tanto, durante mucho tiempo, los pilotos de la Scuderia Ferrari corrieron en sus posiciones de parrilla de quinto y sexto.



Fue solo en las etapas finales que Carlos tuvo que dar lo mejor a Fernando Alonso, que estaba con neumáticos compuestos más blandos y tenía mejor ritmo. Sin embargo, el total de 16 puntos es bueno, dado que el rival más cercano del equipo solo consiguió un punto. Por lo tanto, la Scuderia ha vuelto a subir al tercer lugar en la clasificación de constructores. El próximo viernes, los coches ya volverán a la pista para la próxima prueba en Monza.





"Ha sido una carrera muy rara, desde la segunda o tercera vuelta he visto que no tenía ritmo. Estaba deslizando mucho más que en los libres o la clasificación. No sentía que el coche fuese como el resto del fin de semana", afirmó el español en los micrófonos de DAZN F1.


"Muy raro. Poco a poco me he ido yendo hacia atrás. He ido desgastando mucho el neumático para intentar aguantar el ritmo de los de delante y al final he pagado las dos cosas: un ritmo malo y mucho desgaste".


"Estoy muy desconcertado porque no he tenido ningún ritmo en la carrera desde la primera vuelta, estuve sufriendo mucho con los neumáticos delanteros y traseros. Tenemos que analizar qué fue lo que falló porque, para ser sincero, nunca me había sentido tan lento en una carrera. Me costaba mucho y no tenía ningún ritmo. Es algo que hay que analizar", añadió.




En la última vuelta, finalmente, Alonso pasó a Sainz por el sexto puesto y el piloto de Ferrari tuvo que defenderse hasta la línea de meta de un Sergio Pérez que venía remontando después de salir desde el pitlane.


"En las últimas vueltas con Carlos, no tenía neumático y veía cómo su coche se movía en todas las frenadas. Los Ferrari lo pasan mal [con los neumáticos] y los duros cuando se acaba la goma son como dos piedras de hielo", dijo Alonso sobre esa batalla durante las últimas vueltas.


Sainz, decepcionado, concluyó: "Ha pasado de ser una carrera que esperaba que fuese al ataque [de Leclerc y Gasly], a ser una en la que iba mirando los retrovisores".





 

Temas relacionados
Fórmula 1

para ti

en destaque