Informe del BBVA: “Los almerienses ahorraron mucho durante el confinamiento”

Crecieron el 12% los depósitos bancarios y eso ayudará a reactivar el consumo

El dinero en los bancos aumentó en la pandemia.
El dinero en los bancos aumentó en la pandemia.

Las restricciones sanitarias y la crisis del coronavirus han elevado las tasas de ahorro de los almerienses a máximos históricos, según el informe ‘Situación de Andalucía’ presentado esta semana por el BBVA. Los depósitos bancarios han crecido en la provincia un 12% desde el cuarto trimestre de 2019, en línea con lo sucedido en el resto de España (60.000 millones de euros).


En opinión del equipo de analistas del banco, encabezado por Miguel Cardoso, “ello podría acelerar la recuperación del consumo cuando se recupere la confianza”. Además, el informe señala las áreas urbanas de Almería y Huelva como economías que aguantaron relativamente bien la llegada de la crisis, apoyadas por un mayor peso relativo del sector agroalimentario y que lo hace que se sitúen ya cuatro puntos por encima de los registros de 2019. BBVA prevé 90.000 nuevos empleos en Andalucía y un PIB del 5,2% en 2022.


La economía andaluza podría mostrar en 2021 un crecimiento elevado del 5,5% puesto que el consumo de los hogares “está actuando de soporte de este dinamismo”, especialmente en servicios. En 2022, el PIB de Andalucía continuará con un “fuerte incremento” del 5,2%, según las previsiones de BBVA Research, que estiman 200.000 nuevos empleos entre 2020 y 2022 en la comunidad, segunda en creación de puestos laborales en el conjunto del país tras Cataluña; 90.000 de ellos el próximo año.



El fin del estado de alarma y la temporada estival supusieron un impulso para el turismo, tanto nacional como extranjero, que en la comunidad andaluza representa “un importante motor del crecimiento”. Así, en octubre, el gasto con tarjeta de los clientes de BBVA y de los no clientes en Terminales de Punto de Venta de BBVA en Andalucía se situó un 35% por encima del realizado en octubre de 2019.


En 2022 las previsiones apuntan a un crecimiento del PIB de Andalucía del 5,2%. El dinamismo del consumo de los hogares andaluces, apoyados por la bolsa de ahorro existente, el avance del turismo hacia su normalización y el impulso que permitirán los fondos europeos explicarían el fuerte crecimiento por segundo año consecutivo.



El escenario de recuperación previsto para los próximos trimestres podría verse afectado por el retraso en la ejecución de los Fondos Next Generation.


 

Temas relacionados
Bancos Crisis económica Consumo

para ti

en destaque