Almería es la campeona en la caída de la obra pública

El descenso fue de un 71,5% y solo representa el 9,6% de la inversión global en Andalucía

Obras del Corredor Mediterráneo a su paso por el Levante almeriense, en una imagen de archivo.
Obras del Corredor Mediterráneo a su paso por el Levante almeriense, en una imagen de archivo.

Almería cerró 2020 como la campeona en la caída de inversión pública, un triste podio que puede retardar aún más la recuperación económica de cara al segundo año de la pandemia.  En los próximos, meses, si no se recupera ese eslabón de la cadena económica, la provincia lo tendrá que seguir fiando casi todo a la agricultura y al turismo, que sí tiene ciertos visos ya de reactivación con la llegada de turistas extranjeros.


A tenor del informe anual de adjudicaciones, elaborado por la asociación de constructoras andaluzas (Ceacop),  Almería es la provincia que ha registrado la mayor caída y la quinta en volumen de fondos para infraestructuras, con un 9,6% del  total. Huelva y  Jaén son las que peor comportamiento han  tenido en este sentido, al  copar únicamente el 6% y el 7,1% de los recursos respectivamente. La lista la lideran Sevilla (24,7%) y Málaga (21,5%), seguidas de Cádiz (12,4%), Córdoba (8,8%) y Granada  (8,7%).

Pero además, Almería está entre las cuatro que registran una evolución negativa en el  año Covid, y con un retroceso muy superior del que ha experimentado la comunidad en su  conjunto  (-14%),  como  consecuencia  del  varapalo  del  Gobierno  central,  quien  ha reducido un 63,6% la inversión.



La obra pública en la provincia de Almería ha disminuido un 71%, debido  al desplome del 96% en la inversión por parte del Ejecutivo español, que el ejercicio anterior  destinó  casi  400  millones  a  este  sector.  Esto  respondió  a  los  contratos adjudicados en 2019 para la construcción de plataformas del Corredor Mediterráneo del AVE de Murcia a Almería.


La Junta de Andalucía redujo también las adjudicaciones un 28% hasta los 54,6 millones, así como la Diputación, que lo hizo en un 43% con 24,8 millones. Por el contrario, los  ayuntamientos  fueron los únicos que aumentaron el desembolso un 17%  totalizando  67,6 millones. 



A nivel autonómico, también son los consistorios los entes más inversores, que en 2020  desbancaron al tradicional que suele ser el Ejecutivo español. Los cuatro ayuntamientos que más recursos desembolsaron fueron Almería, con 38,7 millones; Roquetas de Mar con 6,4 millones; El Ejido con 6,4 millones; y Níjar, con 2,5 millones. Estos copan el 87% de las actuaciones de la provincia.


Como  principales  adjudicaciones  destacan  el  contrato  a  cuatro  años  para  la conservación  y  mantenimiento  de  las  zonas  verdes  y  arbolado  urbano  del  término  municipal  de  Almería  (32  millones);  la  rehabilitación  de  espacios  verdes  degradados  en  Roquetas de Mar (1,2 millones); las obras de emergencia para la reposición de colector  de saneamiento de la Villa de Níjar (1,6 millones); y la ampliación del centro de servicios  sociales y adecuación a usos múltiples de Ejidomar (1,5 millones).


En cuanto a la Junta de Andalucía, segundo organismo por volumen de inversión, es la  Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible la más inversora,  con 20,9 millones de euros, seguida de Educación y Deporte (15 millones) y Fomento,  Infraestructuras y Ordenación del Territorio (12,9 millones). Sobresalen proyectos en Cuevas y en el canal Benínar-Aguadulce.


 

Temas relacionados
Obras Infraestructuras Corredor Mediterráneo

para ti

en destaque