Lanzan una oferta de suelo para construir en 25 pueblos de la provincia

Son propiedad de Solvia para pequeños y grandes inversores de de 185.00 a 800.000 euros

Suelo finalista en el Polígono Amuz de Almería.
Suelo finalista en el Polígono Amuz de Almería.

Solvia, la antigua comercializadora inmobiliaria del Banco Sabadell ahora en manos del fondo de inversión sueco Intrum en un 80% y un 20% de la propia entidad financiera, ha lanzado una oferta de suelo finalista en Almería ubicada en 25 municipios de la provincia: Almería, Alhama, Huércal de Almería, Roquetas, Abla, Huércal-Overa, El Ejido, Carboneras, Garrucha, Vícar, Oria, Tabernas, Benahadux, Abrucena, Viator, Vera, Illar, Cuevas, Cantoria, Bédar, Sorbas, Pulpí, Vélez Rubio y Los Gallardos. 


El municipio almeriense con mayor oferta de suelo disponible es Roquetas de Mar con un total de cinco desarrollos. Esta oferta de suelos está disponible con una horquilla de precios que van desde los 185.000 a los 800.000 euros.


La promotora expone que las circunstancias derivadas de la crisis sanitaria han provocado que, junto a los particulares que buscan un inmueble, las nuevas promociones de vivienda también se quieran adaptar a las necesidades habitacionales actuales, dando ahora mayor importancia a características que antes tenían un interés secundario: más terrazas y zonas exteriores, buena orientación, mayor sensación de amplitud en las zonas centrales del inmueble, ubicaciones tranquilas alejadas de las grandes urbes y con buenas comunicaciones. Por ello, Solvia ha lanzado en Andalucía una campaña compuesta por cerca de un centenar de suelos finalistas a precios ajustados, la gran mayoría para construcción residencial. A través de esta promoción, la firma de servicios inmobiliarios pone a disposición de particulares, grandes inversores y promotores suelos y solares listos para construir.


La superficie de estos activos inmobiliarios va desde los 300 metros a 500 metros, más adecuados para demandantes particulares, hasta los 40.000 metros para promotoras o inversores. Disponer de una casa con espacio al aire libre, más metros útiles o, incluso, con piscina, se ha convertido en una prioridad tras la situación de aislamiento durante la pandemia. 


Ahora, los compradores buscan hogares con unos requisitos muy concretos, lo que les hace plantearse la posibilidad de comprar un terreno y edificar una vivienda personalizada. En el segundo trimestre de 2020, el precio medio del suelo urbano ha experimentado un ajuste interanual de un -15,1%, situándose en 139 euros el metro.




 

Temas relacionados
Mercado Inmobiliario Urbanismo Arquitectura

para ti

en destaque