Viróloga huye de China para desvelar que el virus “no es natural”: “Es mentira”

Li-Meng Yan asegura que el gobierno chino miente y que Wuhan solo es “una cabeza de turco”

Una virologa china denuncia que el virus no tiene un origen natural.
Una virologa china denuncia que el virus no tiene un origen natural. Europa Press

Hace dos semanas apareció en la televisión estadounidense afirmando tener que "contar la verdad" acerca del coronavirus y la gestión política de la pandemia que se ha extendido mundialmente. Li-Meng Yan causó así un fuerte revuelo, no solo por su denuncia, sino por la historia que ha contado detrás de ella: es una viróloga china huída a EEUU mientras considera que el gobierno de su país está tratando de generar un ataque cibernético contra ella por sus palabras.


Señaló entonces, en su primera entrevista en exclusiva a la cadena 'Fox News', que fue ese el detonante por el que decidió salir de China: comprobar desde dentro que "las autoridades estaban mintiendo y ocultando datos" de hallazgos que profesionales como ella detectaban en los laboratorios, y por lo que trataron de presionarla. Ahora, Yan asegura en una entrevista para el periódico 'El Mundo' que "el mercado de Wuhan no es el origen del brote de coronavirus, ni un animal salvaje el intermediario".


"No creo que el origen del virus sea natural"

Asegura que las autoridades de China y la OMS conocían el peligro del nuevo coronavirus antes de hacer oficial los primeros brotes. "El Gobierno de China se negó a permitir que los expertos, tanto extranjeros como los de Hong Kong, investigaran el virus en China", manifiestó en su primera entrevista esta especialista que aseguraba también ser una de las primeras científicas en observar de cerca el comportamiento del virus pese a que sus superiores "decidieron callar".



En declaraciones para el mencionado diario español, Yan indica que fue precisamente comisionada por su superior en la OMS para investigar "una desconocida neumonía vírica" que se estaba desarrollando en la localidad de Wuhan. Fue durante esas investigaciones cuando encontró pruebas, relata, de que "el Gobierno chino estaba voluntariamente limitando el área de estudio".


"No creo que el origen del virus sea natural ni que esta enfermedad sea un accidente", ha manifestado al otro lado del teléfono, desde donde está atendiendo a los medios pues no quiere revelar el lugar en el que se encuentra. "Si hubiese contado mi historia en China hubiera terminado desaparecida o asesinada", asegura.


Por su parte, la OMS, tal y como recoge AS, ha negado estas afirmación de la viróloga china y ha aclarado que no tienen datos que acrediten que Yan trabajase para un laboratorio de referencia de la organización especializado en virus y pandemias. Además, alegan que tampoco constan en sus archivos datos sobre Leo Poon, su supuesto contacto con la OMS.

 

Temas relacionados
Brotes de coronavirus Coronavirus

más leídas

últimas de Actualidad

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería