La provincia es autosuficiente en sangre y no realizará llamamientos urgentes a la donación

El último maratón garantiza las reservas de sangre de cara al verano

María Medina 09:00 • 23 jun. 2014

Los 900 almerienses que el mes pasado participaron en el VII Maratón de donación de sangre de Almería y las decenas de personas que, a diario, se pasan por el Centro de Transfusión junto a Torrecárdenas ofrecerán un verano “tranquilo” a los responsables de que la sangre o los hemoderivados no
falten a ningún paciente ingresado en cualquiera de los hospitales de la provincia.
A diferencia de otros centros de transfusión sanguínea de provincias cercanas, que han tenido que hacer llamamientos a los donantes para que se acerquen a donar, Almería “va bien”.
“Conviene insistir en que la donación ha de ser un hábito, pero no es necesario hacer ningún llamamiento urgente”, ha asegurado el responsable del Centro de Transfusión Sanguínea de Almería, el hematólogo Arif Laarej, que recuerda, no obstante, que el verano es también época para la donación.
Con las vacaciones baja el número de visitas de donantes, aunque el centro permanece abierto todas las mañanas, de lunes a viernes.
Desde la semana pasada, la unidad móvil que se desplaza por las tardes al centro de la capital dejará de hacerlo hasta el mes de septiembre. Y es que los sanitarios del centro acostumbran a ir a donde están los donantes.
De hecho, la unidad móvil sale a los municipios de la provincia casi todos los días. Sólo en 2013 fueron 303 las colectas que se realizaron en Almería fuera del centro de transfusión.


Para 6.000 beneficiarios Entre unos y otros, el acto solidario de la donación llega cada año a cerca de 6.000 pacientes, que son los que habitualmente necesitan de una transfusión o de una reserva de sangre para una intervención quirúrgica. Están también quienes son receptores de hemoderivados, que funcionan como medicamentos para curar determinadas patologías.
De cualquier modo, Laarej insiste en que donar en verano es importante, pero Almería cumple con sus 60 donaciones diarias de media, lo que la convierte en autosuficiente en sangre y en una            provincia que no ha necesitado, de momento, pedir hemoderivados a otros.





Temas relacionados

para ti

en destaque