La autopsia revela 26 puñaladas a la víctima del crimen de la calle Alcor

Policía Nacional halla muestras biológicas en la casa y el juzgado decreta secreto de sumario

Comisaría de la Policía Nacional.
Comisaría de la Policía Nacional. Archivo La Voz

El varón asesinado entre la noche del sábado y la mañana del domingo en una vivienda de la calle Alcor recibió 26 puñaladas, según el informe preliminar de autopsia elaborado por el Instituto de Medicina Legal (IML) de Almería.


El suceso, que inicialmente se vinculó a un posible suicidio, revela ahora una escena de violencia en interior del inmueble, ubicado al norte de la barriada  capitalina de Los Ángeles.


Según fuentes de la investigación consultadas por LA VOZ DE ALMERÍA, la víctima sufrió dos heridas de arma blanca en el pecho (una de ellas habría alcanzado el corazón) y el resto en la espalda. Se trata de cortes y puñaladas con un cuchillo o navaja.


Un conocido encontró el cuerpo de la víctima minutos antes de las 10 horas del domingo y alertó a los servicios de Emergencias Sanitarias 061. Agentes de la Comisaría Provincial de la Policía Nacional en Almería se personaron en el domicilio.


Los primeros datos sobre el episodio descartaban un forcejeo. El cuerpo no había sido movido del lugar donde cayó tras la agresión y tampoco aparecían puertas o ventanas forzadas. 


En la inspección ocular solo se observaba una herida inciso contusa en el pecho, a la altura del corazón, y un golpe producido supuestamente tras caer sobre un mueble.


No había reguero de sangre. El hombre apenas pudo dar un par de pasos y se precipitó sobre el suelo de la vivienda, donde fue descubierto el domingo.

Luego, la autopsia sacó a luz mucha más información. El varón tenía puñaladas en la espalda, además de una segunda punzada en la zona frontal.


Policía Científica

La investigación corre a cargo de la Unidad de Delitos Violentos (UDEV) de la Policía Nacional en Almería, en colaboración con expertos de la Policía Científica. 


Los agentes han hallado muestras biológicas en la escena del crimen que se han remitido al laboratorio para tratar de obtener una identificación de la persona o personas que estuvieron en el inmueble. 


Se trata de un procedimiento complejo que no supone necesariamente una imputación de un tercero (puede haber muestras de personas del entorno de la víctima, por ejemplo), pero que ayuda a orientar la investigación.


Los agentes están en contacto con el Juzgado de Instrucción número Tres de Almería, en funciones de guardia hasta este martes. El instructor ha decretado el secreto de sumario tras las revelaciones ofrecidas por el informe de autopsia. 


El suceso ha provocado tensión y desconcierto entre los vecinos de la zona, alarmados por el crimen y el despliegue de la comisión judicial la mañana del pasado domingo.

 

más leídas

últimas de Almería

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería