Un mar de globos en el cielo para el ‘pescaíto’

La Ballena ha protagonizado una suelta de globos azules y algún pez como homenaje al pequeño Gabriel en la que ya sí que es su despedida

  • Lola González
  • 13.03.2018

Cae la tarde. La luz del atardecer embellece el Cable Inglés y se refleja el sol en un agua menos brava que los días anteriores. El cielo de pronto vuelve a teñirse de azul. No es que suba el sol de nuevo, de hecho se acerca inexorable la oscuridad de la noche, sino que un mar de globos azules entre cuyas olas salta algún ‘pescaíto’, sobrevuela la desembocadura de la Rambla.


La Ballena, convertida ya en altar en memoria del pequeño Gabriel, acogía así otra iniciativa más de homenaje en la despedida que los almerienses han querido darle. En este caso se trataba de una suelta de globos protagonizada por muchos niños.


Punto de encuentro
Acudir al ‘pescaíto’ más grande de Almería que ha mudado su piel de frío mármol en un cálido collage de mensajes de cariño al pequeño y a la familia ha sido para muchos una forma de luchar con amor contra la rabia, de poner mesura ante los insultos, de dar un tierno aunque doliente adiós.


La iniciativa de Carmen Rocío Casado el mismo día en el que se encontraba el cuerpo sin vida de Gabriel ha sido algo más que un éxito, ha sido un símbolo que resume en el cuerpo de una ballena la solidaridad que la sociedad almeriense ha tenido con la familia. Así como la respuesta de amor a pesar del dolor que han tenido unos padres ejemplares. Ahora sí. Ya toca. Adiós, Gabriel.


newsletter


  • BOLETÍN
    DE NOTICIAS
    Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada RECIBIR
    • BOLETÍN
      DE NOTICIAS
    • Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

    • RECIBIR