Actividad ‘Senda Botánica’ en el Parque Nicolás Salmerón

Almería es un referente en agricultura y también puede serlo en jardines

Demostración control biológico durante la actividad Senda Botánica
Demostración control biológico durante la actividad Senda Botánica La Voz

Los alumnos de la Universidad de Mayores de la UAL han asistido a la Actividad de la Senda Botánica del Parque Nicolás Salmerón, declarado Bien de Interés Cultural desde el 29 de enero de 2018, guiados por Charo Bueno, técnico de CESPA S.A.. En esta iniciativa, en la que también estuvo presente el Concejal del Area de Servicios Municipales y Playas, Juan Jose Alonso, participó Agrobío, empresa especializada en soluciones biológicas para combatir las plagas de forma natural.


Durante el recorrido, de aproximadamente de 2 horas, se fueron mostrando los distintos ejemplares, acompañado de unas explicaciones relacionadas con sus características y peculiaridades. El recorrido se inicio a la altura de la C/ Reina Regente y hasta el final del Parque. Y por último, en el trayecto de regreso, se visitó el Parque de San Luis.


La senda se encuentra señalizada a través de un panel ubicado al inicio del Parque, y comprende unas 60 especies de árboles y unas 25 de arbustos. Es fácil reconocerlos porque al pie de cada una de estas especies, se encuentra una placa cerámica, en la que se indica: nombre científico, nombre vulgar y el lugar del cual es originario. Asimismo hay unos cuantos ejemplares, que han sido plantados con diferentes motivos, tales como la celebración del día del árbol, visita del Dalai Lama etc.



Control Biológico en jardines


Esta diversidad, singular en nuestra ciudad, lo convierte en un lugar idóneo para la práctica del control biológico. Almería ya es referente mundial en el uso de enemigos naturales para controlar las plagas en agricultura, una práctica perfectamente trasladable a jardinería. Por ello, cada vez son más los espacios verdes urbanos de la capital que se suman a estas técnicas de manejo y mantenimiento más respetuosas con la naturaleza y los ciudadanos.


Durante el recorrido, conforme se revelaban las plagas que podían atacar a los diferentes setos y arbolado, Alejo Soler, técnico de campo de Agrobío, mostraba a los asistentes, mediante demostraciones in situ, las ventajas de utilizar insectos beneficiosos para mantener el equilibrio natural. Uno de los puntos elegidos fue la rosaleda, donde se realizó una liberación de Aphidius para combatir pulgón, mientras que en otras zonas verdes se soltó Orius para combatir el trips, y Nesidiocoris, depredador polífago que se alimenta también de mosca blanca, huevos de lepidopteros y araña roja.


Esta práctica, despertó el interés de los asistentes que comprobaron como el uso de fauna útil favorece la aparición espontánea de otros insectos beneficiosos propios del lugar, tales como mariquitas, convirtiéndolo en un espacio reservorio de biodiversidad clave para las inmediaciones.


Agrobío trabaja de forma constante para trasladar el conocimiento y la experiencia en control biológico a jardinería, adaptando los protocolos de manejo junto a Ferrovial Servicios, empresa que ya ha formado un equipo especializado en estas técnicas y que actúa en estrecha colaboración con los técnicos de campo de Agrobío para ofrecer una solución natural eficaz a la ciudad de Almería.


 

En Portada

Las principales noticias semanales sobre agricultura en tu e-mail
Utilizamos cookies propias y de terceros para el correcto funcionamiento de la web y analizar el tráfico. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Obtener más información.