Almería y Granada capitalizan la producción nacional de almendras

Aumenta un cultivo que ha mejorado la rentabilidad

Almería y Granada capitalizan la producción nacional de almendras
  • Plantación de almendros en secano en Filabres
  • La Voz
  • Antonio Fernández
  • 07:00 / actualizado a las 00:00
  • 07.08.2018

Las provincias de Almería y Granada concentran en torno al 75 por ciento de la superficie total de cultivos dedicados a la almendra en Andalucía, siendo a su vez las principales zonas productivas a nivel nacional.


Pero es que además los datos recogidos por la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural de la Junta de Andalucía indican que se trata de un cultivo que está en pleno crecimiento, un aumento que responde a los buenos resultados alcanzados en las últimas campañas, sobre todo a partir de una fuerte elevación de los precios en los mercados.


Cultivo de secano
Se trata además de unos cultivos que se consideran en gran parte ecológicos puesto que no presionan sobre los acuíferos y se consideran una barrera frente a los procesos de desertización, tanto física como humana.


A diferencia de otras provincias, en las que se ha impulsado en los últimos años el regadío como fórmula para el cultivo de frutos secos como la almendra, en Almería más del 91 por ciento del total de plantaciones se realizan en secano y sólo algo más del 8 por ciento restante están en regadío.


Zona del  interior
Las cerca de 70.000 hectáreas que se explotan en Almería se concentran en las zonas del interior de la provincia, básicamente las de Los Vélez, el Almanzora y la comarca del Río Nacimiento.


En esas zonas o en sus inmediaciones están ubicadas algunas de las empresas más potentes de la comercialización de los frutos secos: son los casos de Almendras de Almería, en Gérgal, Borges en Viator, Almendras Utrera ubicada en Albanchez, o la distribuidora mayorista Calconut, una de las más importantes en Europa, en Pulpí.


Producto de moda
Desde la organización Unión de Pequeños Agricultores (Upa) se afirma que tanto el almendro como el pistacho son dos de los cultivos que están causando furor en los últimos años, fundamentalmente a causa del salto en la rentabilidad para los productores, que pasaron de vender la almendra a 3 euros por kilo en 2013 a dar un salto hasta los 8 0 9 euros cuatro años después.


La causa de ese aumento hay que buscarla en la crisis por la que atravesó el primer competidor de la almendra española como es Estados Unidos, que ha sufrido en los últimos años episodios serios de sequía que han reducido sus cosechas y frenado sus exportaciones.


Árboles jóvenes
El ritmo de crecimiento está siendo tan elevado (en torno a un 30 por ciento en los dos últimos años en la provincia), que en la actualidad se calcula que sólo un 70 por ciento de los árboles están en estado productivo, mientras que el resto está en fase de crecimiento y aún no ofrecen productividad.


En muchos casos los nuevos cultivos se plantan para ir sustituyendo otras especies menos rentables en secano, casos del olivo (94%), la higuera, el viñedo o el cerezo.

Newsletter


  • BOLETÍN
    DE NOTICIAS
    Las principales noticias semanales sobre agricultura en tu e-mail RECIBIR
    • BOLETÍN
      DE NOTICIAS
    • Las principales noticias semanales sobre agricultura en tu e-mail

    • RECIBIR